” Las familias sanan solas”  Autor: Adrián Marcelo Cardozo Cusi
Psicólogo. Psicoterapeuta de Familia y Pareja. Educador Social. Miembro Didacta de la AEBH
Tutora: Lola Campos Perez
Psicóloga Clínica. Miembro Didacta de la AEBH

1. Introducción

Descubrímos cuántas relaciones existen en nuestros interiores conectadas con experiencias vitales, tanto personales como profesionales. En particular por aquello del paso de los años, en los que se mezclan vivencias de logros y fracasos y de aprendizajes útiles para experimentar cambios en situaciones propias y ajenas.

A través del tiempo atesoramos momentos emotivos, en los que los pensamientos se convierten en instrumentos transicionales para alcanzar zonas de mayor profundidad en las que el cuerpo y la acción cobran sentido en un todo integrado de nutrición relacional al servicio de las personas individualmente, las parejas, los grupos y/o las familias (Linares, 1996). Como destinatarios de nuestra ayuda en el
contexto social, educativo y psicológico.

Nuestro esquema conceptual referencial y operativo se fue construyendo con los aportes del psicoanálisis y su proyeccion psicosocial y grupal, el psicodrama psicoanalítico, la psicología existencial, humanista, la gestalt, la terapia familiar sistémica y las constelaciones familiares, generándose paulatinamente en nosotros un crisol de indudable valor sanador (Pichon-Rivière, 1972).

** Trabajo realizado para el reconocimiento como Miembro Didacta de la AEBH. Contactar en el correo
electrónico:: adrianmarcelocardozo@gmail.com

Cuando llega una persona a pedir ayuda, los sistémicos incluimos de manera clara e indispensable a su familia. La de origen o la actual o ambas, para comprender mejor y en profundidad los aspectos esenciales de intervinculación y los desajustes relacionales que puedan dar soporte a la problemática detectada.

En el contexto social, no se pueden perder de vista cuestiones de la convivencia y la organización familiar en su cotidianidad, y su grado de repercusión en la homeostasis funcional o disfuncional de las relaciones y cómo se articulan dentro del proceso de la demanda. Quiere decir que la realidad, en su sentido más pragmático, estará presente y jugará un papel de peso en las expectativas de cambio en las familias.

En el presente trabajo, nos interesa compartir nuestras reflexiones y, muy especialmente, sobre el cambio que hemos observado en los efectos de nuestras intervenciones desde que, a partir de 2004, empezamos a aplicar el paradigma de las Constelaciones Familiares. Pudimos constatar la evolución favorable y hasta sorprendente de algunas familias que, por su gravedad, tenían un pronóstico inicial imprevisible e inquietante. Esta ha sido expresada en términos de comentarios de bienestar generalizado, en sintonía con las particularidades de su propio estilo y, en todos los casos, reconociendo y respetando su destino.

En este sentido, los servicios sociales nos brindan la ventaja de poder hacer un seguimiento de los procesos de cambio familiares, a través y después de un tiempo, precisamente porque al tratarse de familias, en su mayoría, cronificadas en sus dificultades, vuelven en reiteradas ocasiones a demandar distintos tipos de ayudas.

2. El Programa de Familia y Convivencia

En el presente trabajo, nos referiremos a nuestra experiencia profesional en un Centro de Servicios Sociales Comunitarios de Almería, al que pertenecen 13 barrios y con una población de 35.000 personas, dispersas geográficamente. El Programa, como tal, se desarrolla desde el año 2004 y la coordinación es compartida con una trabajadora social.

Los objetivos generales de este programa son: promover y contribuir a la integración social y comunitaria de las familias, a través del desarrollo individual de las propias capacidades, la asunción de responsabilidades y la resolución de conflictos; junto a la formación necesaria para prevenir y mejorar posibles situaciones de riesgo psicosocial…

Descargar Artículo Completo

Visit Us On FacebookVisit Us On YoutubeCheck Our Feed